jueves, 12 de abril de 2012

Wok de verduras con pan naan y salsa picante

Hoy me he decantado por un menú asiático. La receta para el pan naan la he sacado de este libro que me ha prestado una amiga, pero, claro, cómo no, la he modificado. La salsa picante está hecha con unas guindillas que trajimos de Tailandia, pero supongo que con cualquier guindilla picante se puede hacer una parecida.


INGREDIENTES:

Para el pan naan:

- 250 g de harina
- 2 cucharaditas de azúcar
- 1/2 cucharadita de sal
- 1/2 cucharadita de levadura royal
- 110 ml de agua (en la receta original era leche)
- 4 dientes de ajo picados (no estaba en la receta original) 
- 1 cuchrada de mantequilla derretida (para pintar)

Para el wok de verduras:

- Verduras variadas al gusto. Yo he elegido cebolla, pimiento rojo y verde, zanahoria, calabacín, setas y brotes de soja
- Un chorrito de aceite

Para la salsa picante:

- guindillas picantes molidas
- aceite de oliva virgen

PREPARACIÓN:

La salsa no tiene misterio. Consiste en poner en maceración las guindillas en el aceite. Cuanto más tiempo estén en maceración, más picará el aceite. Yo la tengo hecha desde hace meses y la uso para aliñar pizzas, pastas o lo que se me ocurra. Lo sirvo aparte y así cada cual decide cuánto quiere que pique su plato :P

Las verduras se hacen muy rápido. Simplemente, poner un chorrito de aceite en el wok y, cuando esté caliente, añadir las verduras de una en una empezando por las más duras: pimiento, cebolla y zanhoria primero, luego calabacín y setas y lo último, los brotes de soja. Se hacen a fuego fuerte, removiendo muy a menudo, hasta lograr que estén doradas, pero no demasiado hechas, para que tengan un puntito crujiente.

El pan naan es más laborioso. Primero se mezclan la harina, la sal, el azúcar y la levadura y se ponen en forma de volcan. Aparte, se mezcla el agua y el aceite y se echa en el centro del volcán. Se va mezclando poco a poco hasta que se amasa con las manos en una mesa enharinada. Debe resultar una masa suave y uniforme. Dejar reposar en un cuenco untado en aceite y tapado con un paño húmedo durante una hora. Pasado este tiempo, encender el horno sólo con el grill y a temperatura máxima. Estirar la masa moderadamente, echar el ajo picado y doblar la masa en dos para cubrir los ajos. Estirar la masa de nuevo para incrustar los trocitos de ajo en la masa. Partir la masa en cuatro trozos y estirar cada uno hasta lograr un grosor de medio centímetro. Colocar en una bandeja de horno con un papel vegetal o una lámina de silicona y meter en el horno en la altura máxima posible para que esté lo más cerca que se pueda del grill. Hornear unos 3-4 minutos hasta que esté la masa hecha. En el libro no lo ponía, pero yo le he dado la vuelta y he hecho lo mismo por el otro lado. Sacar del horno, pintar con la mantequilla derretida y comer caliente acompañando las verduras regadas con el aceite picante. Buenísimo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario